23.1 C
Posadas
viernes, 14 junio, 2024
+SECCIONES

    Agustín Datellis “No hay condiciones para dolarizar la economía”

    Destacadas

    spot_img

    La incertidumbre económica y financiera del país continuará, al menos, hasta después de las elecciones presidenciales en octubre. Uno de los factores principales es que el mercado externo busca resguardarse ante los posibles escenarios que podrían desenvolverse según el candidato que sea electo. Mientras tanto, Argentina renovó el acuerdo swap con China por un plazo de tres años, a fines de fortalecer sus reservas. El respaldo del gigante asiático influyó también en el ingreso a los Brics, una asociación económica-comercial que busca reforzar los acuerdos multilaterales entre economías emergentes y terceros.

    Para entrar en detalle sobre estas cuestiones, el director del Banco Central, Agustín Datellis, dialogó con Acá te lo Contamos por Radioactiva. “En las asociaciones comerciales entre bloques de países hay todo un movimiento que apunta a realizar intercambios a través de monedas que no pasan directamente por el dólar. Esto, en muchos casos, genera ahorros importantes y la posibilidad de llevar adelante mecanismos financieros más eficientes a la hora de realizar pagos vinculados al comercio. Es un intercambio de monedas entre dos bancos centrales de dos países y lo venimos utilizando para el intercambio comercial entre pesos y yuanes, sin pasar por el dólar”, explicó sobre el acuerdo swap con China.

    Asimismo, se refirió a la inclusión de Argentina en los Brics a partir de 2024. “Ahí dentro están Brasil y China, los principales socios comerciales que tenemos hoy. Va a ser mucho más eficiente el comercio entre estos países, tratando de apuntar a mejorar nuestras exportaciones y, de esa manera, mejorar nuestro ingreso de divisas, generando un impacto positivo sobre la producción, la industria y el empleo”, dijo. Sobre esta línea, remarcó que se trata de mecanismos de integración comercial, coordinación de sistemas de pagos multilaterales y bancos de desarrollo que generen créditos a tasas atractivas.

    “Pertenecer a estos grupos es muy importante, lo cual no quiere decir que uno se posicione en determinado eje en contra de otro. Tiene que ver con ir potenciando las posibilidades de nuestra economía, aumentar las exportaciones y la calidad de los productos por el valor agregado. Este grupo es muy fuerte por la presencia de economías como las de Brasil y China, o Rusia, que tienen un peso a nivel internacional muy importante”, señaló.

    En este marco, el director del Banco Central ahondó que “se llevan adelante muchas políticas económicas y financieras con Estados Unidos. Tenemos un vínculo con el Fondo Monetario Internacional y acabamos de cerrar un nuevo acuerdo, donde se realizó el desembolso hace una semana. También se utilizó parte del swap de China para realizar un pago al FMI, que se recompuso cuando llegó el desembolso. Todo está integrado para tratar de mejorar las condiciones de la economía argentina”. No obstante, tuvo en cuenta que la presencia del organismo internacional en el país “no le hace gracia a nadie”.

    “Sabemos cuál es el historial y el rol que jugó en nuestras crisis, es una herencia muy pesada ese crédito porque se concentró en vencimientos a corto plazo. Desde que se tomó, se vislumbraba que era impagable. Dentro de la realidad que enfrentamos, de default con el organismo, las metas se incumplieron, entre otras cosas, por la sequía que tuvo un impacto tremendo sobre la acumulación de reservas y la recaudación”, sopesó.

    A su vez, analizó que lejos de dar tratamiento especial a esta situación extraordinaria, se continuaron realizando los pagos al Fondo con mecanismos novedosos, como el préstamo directo con el Gobierno de Qatar. “El próximo vencimiento en octubre puede ser afrontado sin ninguna dificultad porque los fondos están desde la semana pasada. Ese escenario, por un par de meses, queda despejado, pero una vez que pasen las elecciones habrá que sentarse con el FMI para llevar adelante un programa que atienda las necesidades de la economía argentina, que nos permita crecer y pagar ese crédito”, completó.

    Calma ante la incertidumbre

    Por otra parte, el director del Banco Central de la República Argentina, Agustín Datellis, hizo hincapié en que las propuestas planteadas por el candidato a presidente Javier Milei sobre dolarizar la economía y cerrar el BCR, no son posibles en el contexto que atraviesa el país.

    “Es una locura desde todo punto de vista. Desaparecer el Banco Central no tiene ni un sentido porque tiene un rol fundamental al sostener la estabilidad del sistema financiero. Pondría en jaque todo el sistema, los bancos y los depósitos”, cuestionó. Respecto a la idea de dolarización, indicó que “el ejemplo más cercano que tenemos, que terminó en una de las crisis más grandes de la historia, es la convertibilidad. Una dolarización plantea un esquema más rígido todavía. Hablar de eso en una coyuntura como la actual no tiene sentido porque no hay forma de llevar adelante el esquema. Implica un tipo de cambio mucho más alto al que hoy tenemos, cuando hay escasez de dólares, y sería destructivo”.

    Además, reprendió estas propuestas por generar incertidumbre y daño a la economía local. “Que el dólar financiero del contado con liquidación, uno de los que utilizan las empresas, esté arriba de $800 solo encuentra explicación en que gran parte del mercado está analizando que, si este tipo puede ser presidente por los números de las elecciones PASO, tiene que estar cubierto”, recalcó. “Aún si este espacio político sigue creciendo, son cosas que no tienen margen de poder ejecutarse porque no están dadas las condiciones. La economía argentina no tiene chance de llevar adelante la dolarización y lo único que explica el valor del dólar es el fantasma de esta amenaza”, apuntó el economista luego de aclarar que “cuando se habla de otras monedas por el swap y los Brics, se habla de sistemas de pago a nivel de comercio internacional, no de una moneda de curso legal; eso no está en agenda”.

    “El proceso eleccionario que viene genera mucha incertidumbre, pero no va a haber nada raro. La economía argentina va a seguir transitando este curso, intentando desacelerar la inflación que pegó después de las elecciones PASO y va a haber que seguir en este esquema hasta que, después del proceso eleccionario, haya que llevar adelante un plan de estabilización”, concluyó.

     

    spot_img
    spot_img
    spot_img
    spot_img
    spot_img

    Últimas noticias