23 C
Posadas
lunes, 26 septiembre, 2022
+SECCIONES
    spot_img

    Alberto Fernández: “Que nuestras diferencias no nos hagan decir cosas injustas”

    Destacadas

    spot_img

    El presidente Alberto Fernández encabezó este martes el lanzamiento del III Foro Mundial de Derechos Humanos que se desarrollará en la ciudad de Buenos Aires en mayo de 2023 y aludió a las expresiones de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner realizadas en el plenario de la CTA sobre la gestión de los planes sociales. “Las organizaciones sociales no se llevaron la plata de los más vulnerables, sino que los acompañaron, los alimentaron y se asociaron al Estado (…). Que nuestras diferencias no nos hagan decir cosas injustas”, expresó el mandatario.

    “Yo llegué con Néstor al gobierno en 2003 y la pobreza estructural había crecido 6 o 7 puntos. La pobreza estructural volvió a crecer después del gobierno de Macri y nosotros fuimos a sostener a los más vulnerables”, recordó Fernández, quien aprovechó para agradecerles en ese sentido “a las organizaciones sociales que estuvieron al lado nuestro ayudándonos a contener definitivamente a esos sectores más vulnerables llevando solidaridad donde la solidaridad no existía, llevando compromiso donde existía”.

    l acto de presentación del III Foro Mundial de Derechos Humanos se llevó a cabo en el Museo del Bicentenario de la Casa Rosada con la participación del premio Nobel de la Paz, Adolfo Pérez Esquivel, el ministro de Justicia y Derechos Humanos, Martín Soria, la directora del Centro Internacional para la Promoción de los Derechos Humanos de la Unesco, Fernanda Gil Lozano, el secretario de Derechos Humanos, Horacio Pietragalla Corti, y la abuela de Plaza de Mayo Buscarita Roa.

    Derechos laborales
    Tras una larga reflexión sobre los derechos humanos, Fernández aseguró este martes que “estamos avanzando para construir una sociedad mejor y estamos convencidos que estamos en el camino correcto, sabiendo que tenemos las mismas dificultades que tuvo la Argentina cada vez que creció”. En ese sentido, reconoció que “tenemos que tenemos que tomar medidas para que el crecimiento no se detenga y que tenemos que tomar medidas para ordenar el Estado para que pueda acompañar ese crecimiento que la Argentina necesita”.

    Pero el problema de Argentina, señaló el mandatario en su intervención, es que si bien durante el último tiempo se crearon empleos, los números siguen siendo insuficientes. “Tenemos que crear más empleo para que los que hoy reciben un plan social puedan ser empleados formales y gozar de todos los derechos laborales que goza un empleado formal”, explicó.

    En otro pasaje de su discurso, volvió sobre las organizaciones sociales: “Quiero agradecerles, aún cuando algunas hagan picardías, que nosotros no convalidamos. Lo que no es bueno es generalizar, no esperen que yo generalice. Mi eterna gratitud con cada una de esas organizaciones”, subrayó.

    Las organizaciones sociales, continuó, “estuvieron al lado de los más necesitados, al lado de los más vulnerables, no se llevaron la plata de los más vulnerables, los acompañaron, los alimentaron, se asociaron al Estado en la gestión de todo eso. A todos ellos gracias, porque no saben todo lo que hicieron por los derechos humanos”.

    “No cedamos, sigamos firmes en nuestras convicciones. Que nada nos confunda. Que nuestras diferencias no nos hagan decir cosas a veces injustas”, expresó el presidente, en alusión a las declaraciones de Cristina Fernánez de kirchner en Avellaneda, donde señaló la necesidad de que el Estado recupere “el control, la auditoría y la aplicación de las políticas sociales que no pueden seguir tercerizadas”.

    Déficit fiscal
    Respecto a la discusión sobre el déficit fiscal, problemática a la que Cristina Fernández también se refirió durante el plenario de la CTA, Fernández aseguró que él no es “de los que cree que el déficit fiscal es de derecha o izquierda. Es malo y hay que tratar de evitarlo”.

    “Hay veces donde uno debe caer porque no tiene más alternativa. La pandemia nos demostró eso. Pero vivir con esa lógica es muy malo. Tenemos que crecer, tenemos que parar la inflación y hacer un gran esfuerzo comunitario porque nada genera más desigualdad que la inflación”, razonó.

    En ese marco, apuntó contra “los que se han convertido en poderosos porque otros en otros tiempos dejaron que se conviertan en monopolios u oligopólicos”. Los “poderosos”, remarcó el mandatario, “tendrán que entender que en Argentina no podemos seguir soportando que algunos pocos marquen el destino de millones y condenen a la miseria a millones de argentines”.

     

    spot_img
    spot_img
    spot_img
    spot_img
    spot_img
    spot_img

    Últimas noticias