18.7 C
Posadas
lunes, 17 junio, 2024
+SECCIONES

    Cómo quedó el mapa electoral del país, tras la histórica remontada de Sergio Massa

    Destacadas

    spot_img

    La elección de Unión por la Patria fue un “massazo”, una remontada histórica. Eso quedó claro con los porcentajes del escrutinio provisorio, pero el número sigue impactando cuando se ven los números totales de votos y las provincias recuperadas por el oficialismo.

    Unión por la Patria recuperó ocho provincias que, en las PASO, habían quedado en manos de la ultraderecha libertaria o Juntos por el Cambio, fuerza que ganó en un solo distrito: el bastión del PRO, la Ciudad de Buenos Aires. Sin haber ganado ni siquiera en su provincia, el candidato presidencial Juan Schiaretti sumó allí más votos totales que las dos fuerzas de derecha.

    Los votos totales reunidos por Unión por la Patria impactan. La candidatura presidencial de Sergio Massa sumó en las elecciones de ayer 2.926.941 votos más que en las PASO de agosto para alcanzar un 36,6 % del total. ¿Se explica por la suba de la participación? Con un incremento de la participación del 69% al 77% de este domingo, hubo 2.220.298 más de votos válidos que en las PASO.

    O sea, los votos que sumó Massa son más aún que el total de personas que fueron a votar en las generales y no lo habían hecho en las PASO.

    Hay otra cifra a atender. Las fuerzas que no alcanzaron el piso de 1,5 en las PASO y quedaron afuera de las generales, cuyos electores tuvieron que redireccionar su decisión. En total fueron 10 fuerzas políticas las que no superaron el piso mínimo y reunieron, entre todas, 744.482 votos. Si se suman esos votos o los 2,2 millones de votos que se incrementaron por la mayor participación, equivale a los nuevos votos conseguidos por Unión por la Patria, con una diferencia de solo 37.839 votos que se habrían repartido el resto de las fuerzas.

    Juntos por el Cambio fue la única fuerza que perdió votos en las elecciones de este domingo. La candidatura presidencial de Patricia Bullrich obtuvo 628.789 votos menos, que los sufragios reunidos en las PASO, en la interna con Horacio Rodríguez Larreta. Entonces habían obtenido el 28 % del total de votos y ayer se quedaron con un 23,8 %. ¿Esos votos se fueron a La Libertad Avanza? La fuerza de ultraderecha de Javier Milei sumó 532.092 votos entre las generales y las PASO, por lo que la fuga de Juntos por el Cambio también fue a otras fuerzas.

    El sello Hacemos por Nuestro País de Schiaretti tuvo un mejor desempeño electoral que Milei y Juntos por el Cambio si se mide la cantidad de votos sumados entre las PASO y las generales. El cordobés cosechó  869.503 votos más, pasando de un 3,9 % a un 6,7% del total de votos. Por su parte, el Frente de Izquierda sumó tan solo 67,159 votos, a pesar del buen desempeño de Myriam Bregman en los debates presidenciales. Los votos sumados están lejos de los 236.255 votos que dejaron en el camino las fuerzas afines Movimiento al Socialismo y Política Obrera, que no pasaron el piso de las PASO.

    ¿Cómo se tradujo la elecciones de Unión por la Patria en el mapa nacional?

    La distancia entre las PASO 2019 y las PASO de agosto para Unión por la Patria era abismal. En aquellas primarias que ganó Alberto Fernández con el 47 por ciento de los votos, el mapa estaba pintado por el peronismo, con Juntos por el Cambio ganando solo Córdoba y Ciudad de Buenos Aires. Algo que el entonces presidente Mauricio Macri –con préstamos del FMI incluido para su campaña– logró revertir parcialmente pintando el centro del país de amarillo: CABA, Entre Ríos, Santa Fe, Córdoba, San Luis y Mendoza.

    Desde aquel 2019 a las elecciones de agosto, el mapa se transformó en un fantasma de la ultraderecha recorriendo el país, con victorias de Milei en 16 provincias en las PASO. La tarea de Unión por la Patria era revertir lo sucedido en las provincias, trabajar con los gobernadores peronistas que habían perdido en sus propios distritos frente una fuerza nueva y sin estructura.

    El Norte Grande

    La remontada de Unión por la Patria mantuvo la base de las 5 provincias que había ganado en las PASO y mejoró el rendimiento.  En el denominado “Norte Grande”,  Catamarca pasó de un 40,2% en las PASO a un 42,8%, en Santiago del Estero del 53,3% al 65,5%, en Chaco pasó del 34,7% al 43,7%, en Formosa del 46,6% al 52,3%.

    En esa región del país, Unión por la Patria tenía dos cuentas pendientes claras respecto de las PASO: Tucumán y La Rioja, provincias gobernadas por el peronismo y que habían quedado en manos de Milei. En Tucumán, el candidato de la ultraderecha había ganado con un 36% de los votos sobre un 32,9% de Unión por la Patria.

    Massa reunió a los gobernadores en Tucumán a principios de septiembre y los comprometió a relanzar la campaña, el resultado de ayer fue el esperado: el oficilismo consiguió revertir el resultado y ganar la provincia con 45% de los votos sobre un 34,9% de Milei.  En número totales, Milei subió 23 mil votos, mientras que Unión por la Patria sumó casi 160 mil sufragios.

    En La Rioja el resultado también se revirtió. La ultraderecha había gando con un 36,1% en las PASO sobre el 31,5% del oficialismo, mientras que ayer la victoria fue para Massa con 41,1% sobre el 37,7% de Milei. En números totales fueron 20 mil votos más para La Libertad Avanza, mientras que Unión por la Patria sumó unos 37 mil votos.

    El oficialismo sumó una provincia más en el denominado “Norte grande”. Se trató de un bastión radical: Corrientes. En este caso, la victoria fue sobre Juntos por el Cambio. En las PASO, la alianza de centroderecha obtuvo el 34,3% de los votos, con Patricia Bullrich como precandidata más votada; y Unión por la Patria 29,4%.

    Ayer, la situación se revirtió con una cosecha de Massa de 37,2% de los votos (80 mil nuevos votos) sobre un 32,1% de Juntos por el Cambio. Todos los candidatos subieron en cantidad totales de votos, por lo que la victoria de Unión por la Patria no se trató de una fuga de votos de otras fuerzas si no de una captura de votos sobre quienes no habían participado en las PASO.

    Una muestra del avance de Massa sobre Milei

    En el norte del país, Milei mantuvo sus victorias  en tres provincias como Jujuy, Salta y Misiones. En la primera gobierna el radicalismo con Gerardo Morales, de salida, y podría ser un eventual aliado de Unión por la Patria de cara a la segunda vuelta; mientras que en Salta y Misiones hay sellos provinciales que están ligados al oficialismo nacional, pero que aún no han podido acompañar con los votos.

    Sin embargo, Milei pareció encontrar un techo en Jujuy, donde obtuvo apenas 800 votos más y redujo el porcentaje de votos del 39,8% de las PASO al 37,4 por ciento de ayer.  La provincia pasó de estar pintada de violeta liberal al azul de Unión por la Patria. Massa incrementó los votos del 20,7% de las PASO al 32,2% de ayer, con 58 mil votos más; y pasando del tercer lugar al segundo.

    La situación fue similar en Salta, donde Milei obtuvo su mejor resultado en las PASO. El candidato de ultraderecha volvió a ganar pero bajó el porcentaje de votos de 49,4% al 40,4% con un pérdida de 9 mil votos; mientras que Unión por la Patria subió de 24,1% a 37,6%, con un crecimiento de 131.919 votos.

    En Misiones, el candidato de la ultraderecha también cayó levante en porcentaje para quedarse en 42,1%, con un incremento de 27 mil votos. Una cifra equivalente a los votos perdidos por Juntos por el Cambio, que obtuvo 122 mil votos en las PASO y 104 mil votos en la elección de ayer. En tanto, Unión por la Patria sumó 100 mil votos en tierra colarada, de 175 mil a los 275 mil de ayer.

    Buenos Aires y CABA

    Buenos Aires fue otra de las provincias que el oficialismo ganó en las PASO y revalidó en las elecciones de ayer, pero con mejor rendimiento. En porcentaje la diferencia fue del 32,1% al 42,9% entre agosto y octubre. El territorio bonaerense merece una mención particular por tratarse del distrito electoral más grande del país.

    En total de votos, Unión por la Patria pasó de cosechar 2.831.078 votos en las PASO, entre las precandidaturas de Massa y Juan Grabois, a 4.224.688 de votos en las elecciones de ayer. Una diferencia de 1.393.610 votos, que significa casi el 50 por ciento de los votos del crecimiento de Unión por la Patria en Provincia para el “massazo” de anoche.

    El destacado crecimiento de Unión por la Patria en Buenos Aires, de la mano de la reelección del gobernador Axel Kicillof, no solo se tradujo en volumen de votos si no en partidos del interior de la provincia, que durante los últimos años fueron territorio de Juntos por el Cambio. En las PASO, Unión por la Patria solo se impuso en poco más de una decena de municipios del interior, mientras que ayer la cifra llegaba al medio centenar.

    Otro capítulo aparte merece el Conurbano bonaerense, donde Unión por la Patria hizo gala de su hegemonía con victorias por encima del 50 por ciento de los votos. Ejemplos como el 53,6 % en La Matanza, localidad de la vicegobernadora Verónica Magario; el 56,6% de Avellaneda, con el ex ministro de Vivienda Jorge Ferraresi; o la simbólica victoria con 49,8% de los votos en Lomas de Zamora, territorio del expulsado Martín Insaurralde, donde ganó su delfín político Federico Otermín.

    La Ciudad de Buenos Aires fue el único bastión que logró retener Juntos por el Cambio. Allí, donde Jorge Macri quedó a décimas de ganar en primera vuelta y el recuento definitivo definirá si hay o no segunda vuelta, Patricia Bullrich obtuvo 41,2 por ciento de los votos y quedó en primer lugar.

    Sin embargo, Juntos por el Cambio perdió 45 mil votos en territorio PRO, y bajó porcentualmente del 48 % de los votos obtenidos en la primarias. El tiempo que Milei creció en 69 mil votos y pasó del 17,8% de las PASO al 19,9% de ayer.

    Unión por la Patria, que mantuvo el segundo lugar como en las PASO, marcó un crecimiento de votos destacable. Porcentualmente creció del 23,6% de las primarias al 32,3% de las generales. Eso fue posible por un crecimiento de 203 mil votos del oficialismo nacional en la Ciudad de Buenos Aires, un incremento que casi triplica al de Milei.

    El centro del país

    Otros dos victorias importantes tuvo Unión por la Patria en el centro del país. En La Pampa, donde el peronismo gobierna desde la vuelta de la democracia, Mieli se había quedado con la victoria en la PASO por 32,8% de los votos, mientras que Unión por la Patria quedó en tercer lugar con el 28,2%. Ayer, la situción cambió radicalmente, Massa pasó al primer lugar con 34,8% de los votos, sumando 22.259 votos. Mientras que Milei creció menos de un punto porcentual, quedó segundo, y sumó 10 mil votos.

    La otra victoria conseguida por Unión por la Patria fue sobre Juntos por el Cambio en Entre Ríos, donde de todas formas la alianza de centroderecha ganó una nueva gobernación con la victoria del ex ministro del Interior, Rogelio Frigerio. Sin embargo, a nivel presidencial, Massa se impuso con el 33,3% de los votos, sumando 44 mil votos. En segundo lugar quedó Patricia Bullrich con el 30,1% de los votos, perdiendo 7 mil votos en comparación con las PASO. Aún en tercer lugar, Milei fue quien más votos sumó en territorio entrerriano con 71 mil votos más que en las primarias.

    Juntos por el Cambio no solo perdió, a manos de Unión por la Patria, Corrientes y Entre Ríos, sino que tampoco pudo recuperar los bastiones del centro del país que logró en las generales de 2019: Mendoza, San Luis, Córdoba y Santa Fe. A pesar de que en tres de las cuatro provincias, con la excepción cordobesa, sí logró ganar las gobernaciones, en elecciones desdobladas de las nacionales.

    Milei se impuso en todas las provincias que supieron ser de Juntos por el Cambio en el centro del país tanto en las PASO como en las elecciones de ayer. Mendoza (42,4%), San Luis (43,4%), Córdoba (33,6%), Santa Fe (32,5%). Sin embargo, el candidato de ultraderecha perdió puntos porcentuales en todas las provincias. La Libertad Avanza sumó 1.936.907 votos en las PASO entre esas cuatro provincias, en la elección de ayer obtuvo un crecimiento de solo 98 mil votos más. Mientras que Bullrich perdió alrededor de 40 mil votos.

    En ese territorio más hotil para Unión por la Patria, se destacó el desempeño en Santa Fe, donde el candidato a gobernador de Juntos por el Cambio había arrasado. Sin embargo, Bullrich pasó del segundo lugar en las PASO al tercero en las generales. Unión por la Patria creció de un 21,1% a un 29,7%, con un incremento de 386 mil votos en las primarias a los 600 mil obtenidos ayer. En San Luis, Unión por a Patria también desplazó a Juntos por el Cambio del segundo lugar, con un crecimiento porcentual del 17,4% al 27,2% entre agosto y octubre.

    Patagonia, otra muestra del avance de Unión por la Patria

    En las PASO, Milei triunfó en toda la Patagonia -Tierra del Fuego, Santa Cruz, Chubut, Río Negro, Neuquén-. Pero en las generales de ayer, el candidato de la ultraderecha solo pudo retener la victoria en Neuquén y Chubut, donde en las primarias había obtenido una diferencia de alrededor de 15 puntos. En la primera, Milei había obtenido 39,1 por ciento y cayó a 36,7% ayer; en la segunda el candidato de la ultraderecha se había quedado con el 39,4 por ciento y ayer obtuvo el 35%.

    La Liberad Avanza perdió 4 mil votos en Chubut entre agosto y octubre; mientras que Juntos por el Cambio cayó del segundo puesto al tecer lugar con una pérdida de 6 mil votos, a pesar de haber ganado la gobernación en el turno electoral local. La cosecha fue a favor de Massa que pasó 22,8% a un 32,3%, que se tradujó en un avance victorias en los departamentos provinciales.

    Una situación similar se dio en Neuquén, donde Milei perdió pocos votos y retuvo el primer lugar; pero Juntos por el Cambio cayó del segundo al tercer lugar, perdiendo 4 mil votos. Unión por la Patria pasó de un 19,8% al 31,8% obtenido ayer, con una cosecha de 55.486 votos más que en las primarias.

    Además de este avance del oficialismo sobre la ultraderecha, Unión por la Patria revirtió las elecciones en Río Negro, Santa Cruz y Tierra del Fuego. En las PASO, Milei obtuvo en la provincia más austral del país un 35,3% de los votos contra un 29,3% de Unión por la Patria, pero ayer Massa dio vuelta la elección y ganó con el 38,2% al sumar 10 mil votos.

    En Santa Cruz, la victoria de la ultraderecha en las primarias había sido del 29% sobre el 21,4% del oficialismo nacional; algo que también se revirtió ayer con un 37,9% de Massa frente a un 36,3% de Milei. Ambos candidatos crecieron en cantidad de votos, pero mientras La Libertad Avanza sumó unos 10 mil votos, el crecimiento de Unión por la Patria fue de 26.500 votos.

    En tanto, Río Negro fue la tercer victoria conseguida por Unión por la Patria en la Patagonia, respecto de lo ocurrido en las PASO. El oficialismo nacional pasó de un 26,7% a un 37,9%, con una cosecha positiva de 60 mil votos desde agosto. Por su parte, Milei obtuvo un 33,7% a diferencia del 37,3% conseguida en agosto, que significó también una leve pérdida de votos totales, aunque no tanto como el caso de Juntos por el Cambio que no logró retener unos 4 mil votos y pasó de un 21,2% a un 18,1%.

    De norte a sur, Unión por la Patria marcó ayer una recuperación épica de cara a la segunda vuelta en la que queda la incógnita abierta de hacia dónde irán los 6.267.152 votos conseguidos por Patricia Bullrich, los 1.784.315 votos de Schiaretti y los 709.932 votos de Bregman. Milei y Bullrich comenzaron anoche a tender puentes para olvidar las duras acusaciones que se cruzaron durante la campaña y conforman un nuevo bloque de derecha en el país.

    Massa, por su parte, convocó en su discurso a los votantes de Bregman, Schiaretti y al radicalismo, para defender los valores democráticos.

    Fuente: Paginan 12

    spot_img
    spot_img
    spot_img
    spot_img
    spot_img

    Últimas noticias