13 C
Posadas
lunes, 2 agosto, 2021
+SECCIONES

    Consumidores se inclinan más por segundas marcas

    El fenómeno, que involucra el cambio de hábito en la clase media, es nuevo para los analistas. Un reporte de la consultora Quiddity sostiene que 7 de cada 10 consumidores cambiaron de marca.

    Destacadas

    El fenómeno se repite cada vez que hay una crisis económica importante. Cuando los salarios no logran correr a la par de los precios, los consumidores empiezan a mirar las segundas marcas. Y no se trata solo de los sectores populares. También las familias de clase media ya están comprando aquellos productos que antes no estaban en su canasta.

    Al respecto, un informe de la consultora Quiddity asegura que en los últimos meses siete de cada 10 consumidores argentinos decidieron cambiar la marca de los productos que consumía habitualmente. Unas 1.200 personas de todo el país participaron de un estudio realizado en mayo pasado.

    El trabajo detalla que 2 de cada 3 personas cambiaron su lugar de compra habitual y que esa conducta incentivó a que los consumidores elijan marcas alternativas para consumir: de hecho, el 94% cambió al menos una de su repertorio en el último año, asegura la consultora.

    “Se evidencia que 7 de cada 10 argentinos eligieron otra opción distinta a la habitual por ser más económica. En este comportamiento se destacan en mayor medida las mujeres, el segmento de 36-45 años y personas de niveles socioeconómicos más bajos”, precisa el reporte.

    Entre los que cambiaron, dice el estudio, 8 de cada 10 aseguraron que la nueva marca le brindó el mismo grado de satisfacción que la que consumía hasta ese momento. Pero el relevamiento también revela que el ánimo del público es volver a la marca que consumió siempre. “Cabe destacar que si bien existe una gran oportunidad para que estas nuevas marcas generen mayor cercanía con el nuevo consumidor, el 71% de las personas que han migrado de una marca a otra volverían a la anterior si pudieran hacerlo”, sostiene el informe.

    Los cambios en los hábitos de consumo se están produciendo por un mix entre los efectos de la pandemia y el incremento de los precios que no logra equiparar la mejora en los salarios.

    Damián Di Pace, titular de Focus Market, dice que se están generando algunos pasajes de primeras a segundas marcas, pero no cree que sea un fenómeno generalizado. Para el analista de los mercados de retail “lo que sí se está viendo es que sectores de clase media alta están comprando segundas marcados, algo que antes no hacían y esto si es el punto mas novedoso.

    Según explicó Di Pace a hasta marzo el fenómenos era exactamente al revés: muchas de las primeras marcas estaban incrementando su consumo porque estaban incluidas en alguna canasta de Precios Cuidados o estaban incluidos en Precios Máximos.

    “Esto es razonable” explicó el analista desde lo simbólico. Para los sectores más postergados las primeras marcas representan algo “aspiracional”. Pero ocurrió que cuando estos productos de primeras marcas empezaron a salir de Precios Cuidados, “las primeras marcas comenzaron a subir de precio”. “Si alguien compraba un paquete de galletitas de primera marca a $60 y luego subió a $86, y consigue otro por $50, se ahorra 36 pesos”, puso como ejemplo. Algunos rubros en los que se van imponiendo las segundas marcas son la yerba mate y los lácteos en algunas categoría, explicó el director de Focus Market.

    El más reciente reporte de la consultora Scanntech, con datos de mayo, indica que el consumo masivo mostró una caída del 15% interanual, y en los primeros cinco meses acumula una baja del 14%. “Las variaciones muestran similares tendencias a la contracción en consumo tanto en el área Metropolitana como en el Interior del país”, señala la consultora. Scanntech sostiene que todas las familias de productos presentan caídas en el acumulado del año: Alimentos (-19,6%) como Limpieza (-16%) retroceden por encima del promedio de la Canasta, mientras Bebidas (-8,2%) y Cuidado Personal (-12%) caen con menor impacto.

    Por otro lado, se señala que “el viaje de compra en el Autoservicio durante mayo 2021 (ticket promedio) fue de $607 incluyendo 5,8 unidades” mientras que “la inflación de mayo 2021 fue de 4,3% para la Canasta de Consumo masivo en el Autoservicio, acumulando un 18,5% en el acumulado del año” .

    Ámbito.

    spot_img
    spot_img

    Últimas noticias

    spot_img
    spot_img
    spot_img