6.7 C
Posadas
sábado, 25 mayo, 2024
+SECCIONES

    En la interna de Juntos por el Cambio solo falta que se defina Macri

    Destacadas

    spot_img

    En el novelón de la interna de Juntos por el Cambio todos deshojaron la margarita, menos Mauricio Macri. El apoyo de María Eugenia Vidal a Horacio Rodríguez Larreta dejó al expresidente el incómodo lugar de abandonar sus habituales eufemismos y tener que tomar una definición explícita entre sus dos alfiles que quieren reinar.

    Es conocida la inclinación del líder de la principal alianza de derechas hacia su ex ministra Patricia Bullrich, máxime tras el desafío de autoridad de Larreta cuando quiso aliarse con el oficialismo cordobés. Pero concretamente nunca se jugó abiertamente por ninguno de los dos. A los respaldos y desaires los dio con su juego habitual, entre sombras.

    Vidal con Larreta

    Esta vez, la que anduvo sin vueltas fue la ex funcionaria porteña, luego gobernadora bonaerense y ahora diputada nacional por la ciudad, quien en las últimas horas sorprendió con la revelación de su próximo voto en las PASO.

    “Voy a votar a Horacio” porque “hoy es lo mejor para la Argentina”, dijo Vidal y pateó el tablero de aliados.

    La desilusión de Ritondo

    Si algo le faltaba al novelón de la interna de Juntos por el Cambio era la “desilusión”. Tuvo entredichos, acusaciones, traiciones, desalientos, mentiras y papelones. Pero al sentimiento que faltaba lo aportó hoy Cristian Ritondo al enterarse de la definición de su aliada de años.

    “Me desilusionó”, dijo herido el diputado nacional. Y no solamente se manifestó sorprendido sino que, además contó públicamente lo que habló con su ex gobernadora. Le dijo que estaba “muy en desacuerdo con esa decisión”.

    Luego le enrostró haber “trabajado con ella en batallas importantes en la provincia de Buenos Aires” y remató con otro anuncio: “Estoy convencido que hoy la persona con carácter para liderar esas batallas es Patricia Bullrich”.

    Lo notable de la postura de Ritondo es que apoyará a quien desairó sus pretensiones de ser candidato a gobernador bonaerense cuando lo eligió para ese puesto a quien se tomó licencia en la intendencia de Lanús para ser presidente del club Independiente, Néstor Grindetti.

    Desde el bullrichismo apuntaron a Vidal como “la empleada del mes”

    Desde el entorno de Bullrich también salieron a disparar contra Vidal. Juan Pablo Arenaza, legislador porteño y parte del equipo de campaña de la precandidata calificó a la exgobernadora como “la empleada del mes” del jefe de gobierno porteño.

    “La más bonaerense, la más porteña, la más neutral y al final de nuevo la empleada del mes. Sin comentarios”, escribió en Twitter, aunque sin mencionarla.

    El mapa de los apoyos de Juntos por el Cambio

    Las principales figuras de Juntos por el Cambio ya dieron sus señales. La líder de la Coalición Cívica (CC), Elisa Carrió, bendijo a Rodríguez Larreta y arrió a sus principales dirigentes a ponerse al servicio de él.

    El radical Mario Negri sale a hablar de “unidad” pero en más de una oportunidad se mostró muy cerca de Patricia Bullrich, a pesar de que su correligionario Gerardo Morales es vice de Larreta.

    Incluso el experonista, excandidato a vice de Macri y miembro de la mesa chica de JxC Miguel Pichetto dio su abierto respaldo al jefe de Gobierno.

    Quien sigue pedaleando en el aire es Mauricio Macri y desde el entorno de Bullrich comenzaron a presionarlo. Uno de ellos fue Ritondo, quien luego de confesar su “desilusión” por Vidal sostuvo que no tiene dudas de que el máximo líder del PRO considera que “el cambio nítido y profundo lo representa Bullrich”.

    El final del deshoje de la margatira quedó en manos del expresidente y el final es tan inquietante como no apto para un focus group.

    Fuente: Pagina 12

    spot_img
    spot_img
    spot_img
    spot_img
    spot_img

    Últimas noticias