23.7 C
Posadas
lunes, 15 abril, 2024
+SECCIONES

    La pandemia golpeo a 600 personas que se dedican a la venta ambulante en todo Posadas

    En total, hay 631 inscriptos en la ciudad. Artículos varios y comida rápida, los rubros más solicitados. Varios vendedores dependen exclusivamente de los ingresos por las compras

    Destacadas

    spot_img

    La pandemia del Covid-19 golpeó a todos los sectores económicos. A más de un año de su expansión por el mundo, un segmento en recuperación es el de la venta ambulante que mes a mes vuelve a recobrar el terreno perdido en las calles y así ganar dinero que, en muchos casos, representa la única vía de ingreso a la economía familiar.

    En Posadas, según datos de la Dirección de Registro de Vía Pública, se elaboraron a la fecha un total de 631 expedientes para la venta en el ámbito público, siendo los barrios de Santa Rita, Itaembé Miní y parte del centro los espacios más demandados. En este sentido, los rubros ligados a la venta de artículos varios, entre ellos de indumentaria y bijouterie, y el de comidas rápidas, son los más pedidos para comercializar en las veredas o plazas capitalinas.

    En Iguazú, en tanto, proliferan los puestos dedicados a la venta de comidas rápidas y de artesanías en diversos puntos de la ciudad, en el afán de generar ingresos luego del duro golpe que sufrió el destino ante la ausencia del turismo internacional. En muchos casos, como es el caso de Ingrid Holland, la economía familiar se sostiene por la venta ambulante, particularmente, de panchos y hamburguesas (ver Vendedores de comida…).

    Entre las historias, está la de Washington, que hace años se dedica a la venta de chipa, pero con un condimento extra: viaja todos los días desde Capioví hasta Jardín América para buscar y vender chipas en esos municipios y, a veces, en Ruiz de Montoya (ver Vende chipas en tres…).
    A nivel nacional, según el último censo realizado por la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (Came) en 2019, previo a la pandemia, unas 81.032 personas se dedicaban a la venta ambulante, en su mayoría en los rubros de alimentos y textiles.

    El panorama en Posadas

    En la búsqueda de generar el ingreso cotidiano existe un sinfín de posibilidades, entre las que se encuentra la venta ambulante. En lo que va del año, desde la Municipalidad de Posadas se elaboraron 631 expedientes para la habilitación de venta en la vía pública.

    Sobre este punto, Camilo Mohr, director del Registro de Vía Pública, contó a El Territorio que en lo que va del año, se otorgaron 631 permisos. De ese total, se elaboraron 143 registros en el barrio Santa Rita, 155 en Villa Cabello, unos 63 expedientes para la venta en la zona de Itaembé Miní y 49 en el caso de Miguel Lanús. A ello se suman los puestos en el microcentro y en el cuarto tramo para la venta de comida. Sin embargo, aclaró que en el caso del cuarto tramo, “hay que diferenciar porque muchos son artesanos y ellos dependen de la Dirección de Cultura, por lo que se avanza en un empadronamiento” para este segmento.

    De todas las categorías, el ligado a la venta de artículos varios, como ropa y bijouterie, representa uno de los rubros más solicitados al momento de elaborar el expediente, seguido de la venta de comidas rápidas, como hamburguesas y panchos. “De un año a otro, hubo un aumento en los pedidos de permisos para la venta de ropas que de comidas”, señaló el encargado del área de vía pública de Posadas. En 2019, se habían otorgado unas 2.227 habilitaciones en diferentes puntos de la ciudad y en 2018, en total fueron 900.

    La merma respecto a años anteriores se debió a que según la ordenanza II/21 indica que la venta en la vía pública puede ser ejercida por quienes tengan a la venta ambulante como única forma de ingresos. Es decir, no puede contar con otro empleo. Para ello, deben presentar requisitos como fotocopia del DNI, boleta de servicio, negativa de Anses, monotributo social y carnet sanitario en el caso de vender alimentos.

    “Hace dos años me dedico a la venta ambulante con el carrito de hamburguesas. Estuve parado varios meses y con el regreso, volvieron las ventas pero no a los niveles prepandemia”, consignó Jonathan Vallejos, que tiene su puesto sobre la avenida López y Planes. “Con el verano, si noté un poco más de ventas. Siempre en verano hay más movimiento. Veremos cómo seguirán las ventas en lo que resta del año”, agregó.

    Vendedores se sostienen por clientela fija

    Puerto Iguazú cuenta con un gran número de vendedores ambulantes y de productos artesanales, pese a que no existe un registro oficial. Muchos de ellos se ubican en los sitios turísticos de la ciudad o en las ferias itinerantes, que se multiplican en la temporada alta y más aún los fines de semana, en la nueva normalidad para el destino por la pandemia del Covid-19.
    Sin embargo, los carritos hamburgueseros se mantienen fijos en diferentes puntos de la ciudad con mucho trabajo en tiempos de gran afluencia de turistas y con los vecinos de la comuna que, en muchos casos, son parte de la clientela habitual en este segmento.

    Entre la multiplicidad de carritos está el de Ingrid Holland, que hace dos años atiende un puesto de venta de panchos y hamburguesas. Diariamente monta el carro en el Paseo de la Identidad a partir de las 19 y trabaja hasta la 1am, si hay movimiento de gente.

    “Mi marido es músico y mantenemos a la familia con el carrito hamburguesero. Nos iba bien hasta que hace un año nos golpeó la pandemia. El no poder salir a trabajar nos dejó sin el pan y fueron meses muy duros. En noviembre volvimos a trabajar y ahora logramos mantenernos, aún no es como antes, nos faltan los turistas, pero la vamos llevando”, explicó en diálogo con este matutino.

    Ingrid comentó que su ubicación siempre fue la misma, pero que actualmente su carro ganó mayor visibilidad en la zona del paseo. “Actualmente trabajamos mucho con nuestros clientes fijos. Los hijos de los artesanos que están ubicados en la plaza que está frente al puesto vienen siempre a comer panchitos. Por suerte hay ventas, porque nuestro único ingreso ahora es el carrito, ya que mi marido aún sigue parado porque las actividades culturales están en veremos”, dijo.

    En cuanto a la habilitación municipal para trabajar como vendedora ambulante, Ingrid manifestó: “Nosotros tenemos autorización para trabajar y estamos inscriptos en la Dirección de Cultura. Hicimos todos los trámites como corresponde y tenemos habilitación municipal. Cada tanto, el sector de Bromatología de la Municipalidad hace la inspección correspondiente y siempre aprobamos sin ningún problema. Cuido mucho todo lo referido a la limpieza porque busco dar el mejor producto para que vuelvan siempre”.

    Con los ingresos del carro hamburguesero sobreviven Ingrid Holland, su esposo, su hija y su nieta, quienes diariamente colaboran con las tareas de montaje y desarme del carrito ubicado en pleno centro de la ciudad.

    Sin números oficiales

    En la mayoría de los paseos turísticos y públicos de Iguazú se puede observar una gran cantidad de vendedores ambulantes de diferentes rubros. Por un lado, están los vendedores que caminan por la tarde a los largo de la avenida Costanera con sus carros con juguetes; también los carros pochocleros, los dedicados a las ventas de jugos naturales. Por otro lado, los vendedores de alfajores caseros, y los artesanos con sus mantas o puestos en el Hito de las Tres Fronteras o plaza San Martin, entre otros rubros.

    Empero, desde el municipio no cuentan con un registro formal y se desconoce el número fehaciente de cuántos vendedores trabajan en las calles la Ciudad de las Cataratas.

    Desde la Dirección de Bromatología, Daniel Chávez confirmó que no llevan un registro de exacto de vendedores ambulantes. “En 2018 fue la última vez que realizamos un relevamiento de vendedores ambulantes y llevábamos un control. La idea era volver a realizar el relevamiento el año pasado, pero por cuestiones del aislamiento social y la pandemia, todos los vendedores se retiraron y volvieron a trabajar de a poco. Este año, el objetivo es volver a contabilizar los puestos”, aseguró.

    Si bien Chávez destacó que se observa un número de trabajadores dedicados a la venta ambulante, en diversos rubros, señaló que la situación económica de la ciudad por la ausencia de turistas internacionales incidió tanto en el número como en el caudal de ventas para este segmento, uno de los más afectados por el parate de la pandemia. “Vemos a muchos vendedores nuevos y creemos que cuando todo vuelva a la normalidad, y el destino comience a remontar, muchos de ellos volverán a sus antiguas actividades”, mencionó.

    Respecto a los registros, Chávez aclaró que tiene conocimiento que la Dirección de Cultura lleva un registro de artesanos pero desconoce si está actualizado. Y consideró que la ordenanza que regula las actividades ambulantes ha quedado obsoleta. “Se debe realizar una reforma de la ordenanza porque tenemos un vacío legal para el control. La ordenanza vigente es del año 99 y habla de carros movidos a tracción animal y no contempla muchos rubros. Es necesario revisar la normativa vigente y aggiornarla”, apuntó el funcionario.

    Vende chipas en tres municipios

    Todos los días a las 3, Washington Miranda (47) se despierta para viajar de Capioví a Jardín América para buscar chipas y venderlas en el camino, en su municipio -al que arriba a las 6- y, algunas veces, en Ruiz de Montoya, para lo que toma un urbano y se traslada hasta allí. Su regreso es a dedo, al momento de concluir su jornada después de vender todo el stock.
    Washington nació en Concepción, Chile, pero a los cinco años arribó a la tierra colorada y se asentó en Capioví, la comuna en la cual “se malcrió”.

    Explicó que en Jardín América y Capioví recorre los caminos para las ventas. “No voy casa por casa, digo en voz alta la palabra ‘chipero’ y la gente sale a mi encuentro. Ellos saben a qué hora paso”, mencionó. A su vez, comentó que la gente lo estima y lo acepta, vende todas las chipas en la jornada o hay veces que le quedan algunas pocas, por eso se muestra contento en su rubro.
    Washington afirma que ama su trabajo, del cual demuestra dedicación y gran amabilidad al atender al cliente. Para él, emitir una sonrisa a la hora de vender es fundamental, dar un trato cordial al cliente también lo es.

    Durante la cuarentena estricta, el chipero quedó sin su fuente de trabajo. Si bien contó que cobra una pensión por discapacidad, a Washington le gusta trabajar y ganarse su plata. “Al principio me desesperé. Estaba estresado por la costumbre de levantarme a las 3 y salir a trabajar”, puntualizó. Luego, añadió: “Soy soltero. En ese tiempo, para estar en movimiento les hacía los trámites a mis padres, y al habilitarse las caminatas recreativas, salía a recorrer el pueblo para así despejar mi mente”.

    Como su trabajo se sustenta en la venta tanto en Jardín América como en Capioví mayoritariamente, Washington celebró el retorno del transporte urbano y de media distancia, que se produjo en noviembre pasado. “Me sentí muy bien porque era el momento de volver a trabajar”, recordó.

    El chipero relató acerca de su infancia difícil, de superación y lucha: “Mis padres me contaron que cuando tenía tres meses de vida y residía en Chile, la niñera que me cuidaba cayó conmigo en brazos por las escaleras desde un segundo piso”. Es por eso que a Washington se le debilitó toda la parte derecha de su cuerpo, por lo que no puede utilizar su mano, además de tener la pierna de ese lado más corta.

    Recordó que en la escuela era motivo de bullying por su dificultad al caminar y su mano: “Siempre se burlaban de mí, pero me reservaba el llanto y lo superé”, contó. Logró terminar el nivel secundario, era su deseo seguir una carrera terciaria o universitaria pero ya no pudo. “Quise seguir la carrera de bibliotecario, pero por diversas circunstancias no logré estudiar lo que quería”, mencionó.

    Desde temprano, son muchos los clientes que aguardan por el paso de Washington, desde la Terminal de Ómnibus de Jardín América y en su recorrido, que hace años realiza como vendedor ambulante.

    spot_img
    spot_img
    spot_img
    spot_img
    spot_img

    Últimas noticias