27.7 C
Posadas
miércoles, 8 diciembre, 2021
+SECCIONES

    La secretaría de Comercio ya acuerda precios fijos para 2022

    Destacadas

    Cuando el 7 de enero llegue a su fin el congelamiento de precios de 1400 productos del consumo básico que el Gobierno acordó con los sectores del retail y los proveedores, se pondrá en práctica una extensión de consenso de esa misma medida. Esta renovación del plan “freezer” la puso sobre la mesa el secretario de Comercio Interior, Roberto Feletti, en una reunión con supermercados mayoristas, comercios barriales y grandes superficies. La renovación del plan arrancará a testearse con todos los sectores la próxima semana.

    “Queremos empezar a discutir la próxima fase del programa de forma consensuada entre todos los actores, para consolidar una canasta amplia y diversa. Sabemos que la cadena de comercialización es larga y diversa. Por lo mismo, instrumentaremos todas las instancias necesarias para escuchar a todos los actores y poder llegar así a un consenso durante los primeros días de enero”, expresaron Feletti y los directivos de Comercio en el encuentro con los retailers. Lo escucharon referentes de la Cámara de Supermercados Mayoristas (CADAM), que envió representantes de las firmas Micropack, Parodi SRL, Yaguar, Vital, Nini, Maxiconsumo, Diarco y Makro. Secundaron al secretario la subsecretaria de Acciones Para la Defensa de las y los Consumidores, Débora Giorgi, y el subsecretario de Políticas para el Mercado Interno, Antonio Mezmezian.

    La extensión del congelamiento se empezará a discutir la semana que viene con los proveedores de alimentos, bebidas y productos de higiene nucleados en la Coordinadora de Productores de Alimentos (Copal). En ese segmento es donde la prórroga tendrá, seguramente, mayor resistencia, viendo que la entidad que preside Daniel Funes de Rioja ya rechazó de plano el congelamiento anterior y lo combatió limando la lista de productos original. Por el momento, los proveedores no fueron notificados de encuentros por este tema.

    Sintonía fina

    A priori, desde el 8 de enero regirá una canasta que no necesariamente sea la misma, pero que tendrá precios congelados. Algunas de las propuestas que ya se hicieron y se discuten son canasta de entre 800 y 1200 productos, con primeras marcas. En paralelo, se generará un sistema de información directa para ver el cumplimiento, que también alcance a pequeños comercios. A hoy, solo existe el Sistema Electrónico de Publicidad de Precios Argentinos (SEPA), un software en el que las grandes superficies le reportan al Gobierno la marcha de los precios y, en base a eso, el Estado corrige o informa de violaciones a los acuerdos pautados.

    En este sentido, los funcionarios afirmaron que hay voluntad “de llegar a un acuerdo, a una canasta consensuada, en base a una oferta de productos que contemple una oferta diversa y con precios accesibles.Estamos trabajando para generar un esquema que permita monitorear el cumplimiento del programa para lograr mayor transparencia y precisión de la información, base del acuerdo y el consenso que queremos lograr”.

    En Comercio aseguran que la negociación, en este caso, será diferente y de un consenso de todos saldrá el congelamiento. “Vamos a escuchar a todos”, consignó ante este diario una fuente de la cartera. Hasta ahora, el plan de congelamiento tuvo un cumplimiento por encima del 70 por ciento en los grandes supermercados nucleados en la Asociación de Supermercados Unidos (ASU), pero fue desbordado en los comercios de cercanía.

    Para eso, Feletti estuvo hoy con los mayoristas y, horas después, con los comercios de cercanía y super chinos. Es que los que venden al mayoreo están ofreciendo mercadería que, en algunos casos, es más cara que el precio que tienen que poner en góndola los almacenes. Ergo, no pueden cumplir el congelamiento. De ese encuentro fueron representantes deASU, de la Cámara Argentina de Supermercados (CAS), de la Federación Argentina de Supermercados y Autoservicios (FASA), Federación de Almaceneros de la provincia de Buenos Aires (FABA), de la Confederación General de Almaceneros (CGA), de la Confederación General Almacenera (CGARA), de la Cámara de Supermercados Chinos, de la Unión Kiosqueros República Argentina (UKRA), de Josimar, de la Cámara de Almaceneros y Kiosqueros, de Fedecamaras, Buenos Días, Almacor Coop. LTDA., y Cordiez

    “Nosotros contemplamos la situación de cada actor. Sabemos que ustedes son el eslabón más débil de la cadena, reconocemos la heterogeneidad y estamos para ayudarlos”, les dijo Feletti a los comercios minoristas. E indicó que “lo que estamos viendo es un estímulo al consumo, ya que los productos que están en el programa se están vendiendo, y mucho”. En la misma línea, les adelantó que de cara al 8 de enero “vamos a conformar una canasta federal, que reconozca las heterogeneidades de nuestro país”. Este punto es clave porque estos pequeños comercios representan casi el 80 por ciento del consumo total del país.

    spot_img
    spot_img
    spot_img

    Últimas noticias