10 C
Posadas
viernes, 20 mayo, 2022
+SECCIONES

    Jair Bolsonaro fue internado otra vez por una dolencia intestinal

    Destacadas

    Por segunda vez en lo que va del año, el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, volvió a ser hospitalizado anoche producto de una dolencia intestinal. Aunque la internación duró algunas horas y fue dado de alta esta mañana, su entorno ya no oculta la preocupación por la frecuencia de ese tipo de afección.

    Se trata de la quinta internación de Bolsonaro en lo que va de su mandato. Todas son consecuencia de las secuelas que le dejó la puñalada en el abdomen que recibió en 2018 durante la campaña electoral.

    Lo cierto es que, durante su actividad oficial, el mandatario brasileño sufrió anoche unos dolores por los que debió ser trasladado de urgencia a un hospital. Minutos después se informó que se trató de una “obstrucción intestinal”, el mismo problema por el que había sido internado en enero último.

    Esa vez también sufrió un ataque con dolores mientras estaba en San Pablo. En ese momento, el equipo médico que sigue al presidente desde 2018 dijo que el problema había sido causado por “un camarón mal masticado” y descartó la realización de una nueva cirugía.

    “Óptima noticia”

    Desde que fue herido en medio de la multitud durante un acto de campaña callejero en el estado de Minas Gerais, Bolsonaro, de 67 años, fue intervenido quirúrgicamente en cuatro oportunidades. En todas salió airoso pero las dolencias persisten.

    Tras el malestar sufrido anoche, el presidente brasileño pasó la noche en el hospital de las Fuerzas Armadas de Brasilia. Y aunque desde el gobierno se minimizó el hecho, el traslado fue de urgencia.

    Se dijo que debió realizarse exámenes médicos y que todo estaba previsto. Pero el acto del partido Republicanos al que debió asistir anoche fue suspendido de manera repentina.

    Esta mañana fue dado de alta y el secretario de Comunicaciones, Fábio Faria, lo comunicó como si nada a través de Twitter: “Buen día con una óptima noticia. El Presidente recibió el alta y está super bien”, escribió.

     

    Desde el atentado, el mandatario ultraderechista pasó por al menos cuatro cirugías, entre ellas la colocación y posterior retirada de una bolsa de colostomía, que lo volvió más proclive a sufrir trastornos intestinales.

    spot_img
    spot_img
    spot_img
    spot_img

    Últimas noticias