18 C
Posadas
jueves, 13 junio, 2024
+SECCIONES

    Santa Fe: un joven de 20 años será juzgado por el abuso sexual y posterior femicidio

    Destacadas

    spot_img

    Un joven de 20 años comenzará a ser juzgado desde mañana en la capital de Santa Fe por el abuso sexual y posterior femicidio de una mujer tenía un cargo jerárquico en el Correo Argentino, cometido el 20 de diciembre de 2021 en una quinta de la vecina ciudad de Sauce Viejo, informaron ayer voceros judiciales.

    Se trata de Pablo Emanuel Flatt, quien permanece detenido con prisión preventiva acusado de haber asesinado a Liliana Sala (57), para quien la fiscal Alejandra Del Río Ayala adelantó que pedirá prisión perpetua por el delito calificado por alevosía.

    El juicio oral y público se iniciará mañana a partir de las 8.30 en los tribunales de la ciudad de Santa Fe y estará a cargo de los jueces Gustavo Urdiales, Pablo Ruiz Staiger y Sergio Carraro.

    La fiscal Del Río Ayala, de la Unidad Especial de Violencias de Género, Familiar y Sexual (Gefas), expresó que “gracias a tareas coordinadas con la Brigada de Femicidios de la policía provincial, logramos reunir elementos probatorios suficientes para acreditar que el hombre investigado es quien le quitó la vida a Sala”.

    El femicidio fue cometido durante la madrugada del lunes 20 de diciembre de 2021 en la casaquinta de la víctima, ubicada en Avenida de las Banderas y Magnolias de la ciudad de Sauce Viejo.

    La fiscal indicó que el acusado “conocía a Sala e ingresó a la vivienda con la intención de matarla”, ya que “sabía que la mujer tenía escasa seguridad en el domicilio y que estaba sola allí al momento del ataque”.

    Del Río Ayala explicó que Flatt “le provocó 13 heridas punzantes con un arma blanca, la agredió con sus puños en el rostro y la golpeó con una barra de hierro en la cabeza”, a la vez que “en el contexto de la golpiza, la abusó sexualmente”.

    “Tras el ilícito, el acusado envolvió con ropa de cama el cuerpo sin vida y se fue del inmueble a bordo de una camioneta blanca marca Jeep que pertenecía a Sala”, añadió. El vehículo fue hallado esa misma mañana a la altura del relleno sanitario de la ciudad Santa Fe, en la Circunvalación Oeste y en su interior había una barreta de hierro con sangre humana, que es compatible con el objeto con el cual la víctima fue golpeada en la cabeza de forma letal, así como con una reja de la casaquinta.

    La fiscal contó que “mediante el análisis de registros de cámaras de videovigilancia instaladas en las localidades de Sauce Viejo, Santo Tomé y Santa Fe, se pudo reconstruir parcialmente el recorrido de la camioneta y su ocupante”.

    “En ese trayecto, el acusado se cruzó con tres testigos que lo describieron con características similares y lo reconocieron tiempo después en una rueda de personas”, añadió Del Río Ayala, quien sostuvo que “el informe de la autopsia arrojó precisiones sobre la mecánica del ataque” y que “en el cuerpo de Sala había rastros de material genético del acusado”.

    La funcionaria agregó que cuenta “con otros elementos de prueba que abonan nuestra teoría del caso, como la presencia de la huella palmar del investigado en un objeto con el que fue cometido el femicidio, así como el secuestro de la remera que vestía cuando escapó en la camioneta”.

     

    spot_img
    spot_img
    spot_img
    spot_img
    spot_img

    Últimas noticias